Mira emprende en la crianza de cabras

MIRA, Carchi. – “Nuestra Gente es Primero” es el proyecto que desarrolla el Municipio de Mira, a través del área de Comunicación, con el objetivo de dar a conocer las actividades de emprendedores locales y las tradiciones arraigadas en la cultura del pueblo mireño y que se evidencian en el diario vivir de su gente.

Uno de estos emprendimientos es “Las Cabras de San Marcos”, que se desarrolla en la parroquia urbana de Mira, cuyo propietario es Jorge Valverde Hernández, de 49 años de edad. La idea nació en 1995, cuando Jorge tuvo la visión de emprender en el proyecto cárnico de cabras, luego de visitar Zapotillo, donde varios de sus conocidos tenían pequeñas propiedades, en las que se dedicaban a la crianza de chivas; desde ese momento  permanecía intacto el sueño del manejo, crianza de cabras y elaboración de productos de este animal.

Pero no fue hasta el 2008 que Jorge cristalizó su idea, cuando la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional-USAID en convenio interinstitucional con el GAD Mira, Prefectura del Carchi, Ministerio de Agricultura, entre otras entidades, pusieron en marcha el proyecto de cabras lecheras para la Cuenca Baja Chota-Mira, con la que se crearon cinco organizaciones ubicadas en Juan Montalvo, Mira, Mascarilla, San Vicente de Pusir y Tumbatú.

Jorge cuenta que luego de la organización,  se procedió a contratar una empresa que compre la producción lechera; fue MONDEL con su slogan “Un mundo delicioso en Quesos”, de propiedad del tulcaneño Jaime Erazo, la que se comprometió a la adquisición de la materia prima.

La USAID contrató a técnicos para brindar capacitaciones, logística, acompañamiento, entrega de pie de cría, adquisición de un bien inmueble donde funcionaría el centro de acopio, alimentación, insumos veterinarios; entre otros beneficios para los socios.

En el año 2009, se amplió el proyecto para mejoramiento genético. Jorge organizó a 14 personas de las comunidades La Portada y San Marcos para formar la Asociación “La Portada” con su respectivo Acuerdo Ministerial.

Con este requisito ingresaron al proyecto de producción de leche de cabra; fueron 22 pie de cría que se repartieron a los 11 socios, fue así que Jorge junto a su esposa empezaron este proyecto visionario con dos cabras juveniles. A los tres meses, Jorge tomó la decisión de acceder a un crédito con el propósito de adquirir 12 cabras entre adultas y juveniles y aumentar su hato caprino (cantidad de animales). Pasó un año y cinco meses desde la primera entrega de las cabras a la familia, las primeras producciones fueron de apenas un litro y medio de leche.

Para el año 2010, el hato caprino ascendió a 23; en el año 2011 Jorge importó cuatro cabras hembras Saanen, un macho Alpino Francés desde Suiza, un macho Saanen desde Australia; con lo que mejoró la producción y la genética, llegando a producir a doble ordeño alrededor de cuatro litros de leche en la mañana y dos en la tarde, producto que se entregaba a MONDEL, empresa que consciente de la necesidad y la perseverancia de la familia donó un congelador de medio uso, como un incentivo para iniciar este proyecto visionario.

Conforme transcurrían los meses, crecía el hato caprino, la producción y también la experiencia; Jorge viajó a varios países para capacitarse en el manejo de animales, primeros auxilios en veterinaria y  programas socio-organizativos; estos conocimientos los compartía con su esposa y Asociaciones dedicadas al manejo de caprinos.  Hasta el año 2015, sus cabras llegaron a producir alrededor de 120 litros diarios; entre animales pequeños y grandes había 150. Tres años más tarde llegó a los 220 ejemplares; esto gracias a la genética, producción y buen manejo con un promedio de 100 litros diarios.

Desde el año 2018  este emprendimiento oferta pie de cría en genético Saanen y Alpino Francés. Bajo pedido, su esposa prepara secos de chivo, quesos artesanales y dulce de leche, estos derivados han sido comercializados en las provincias de Carchi, Imbabura y Pichincha. Además, la leche de cabra la venden a la Colonia de Españoles residentes en Cotacachi, y a los moradores de los cantones Mira, Espejo y Tulcán.

A futuro, uno de los objetivos de la familia Valverde-Lara, es vender el producto como leche pasteurizada, generar fuentes de trabajo y de esta manera dinamizar la economía local.

“Quienes hacemos el proyecto ‘Las Cabras de San Marcos’, agradecemos al alcalde Johnny Garrido,  por haber tomado esta valiosa iniciativa de hacer conocer el accionar de cada emprendedor y por difundir el trabajo que se genera en cada parroquia”, expresó Valverde.

La Alcaldía de Mira invita a la ciudadanía a visitar el proyecto “Las Cabras de San Marcos” y adquirir la leche de cabra, queso artesanal, cabras de pie de cría y caprinaza y apoyar las iniciativas locales.

EL DATO: El proyecto está ubicado en San Marcos a un kilómetro de la Panamericana vía al Relleno Sanitario, los contactos de la familia Valverde-Lara son el 0995423948/ 0986164798.