Pachijal, un encanto de la naturaleza

PEDRO VICENTE MALDONADO, Pichincha.- A tan solo una hora y media de la capital de los ecuatorianos, por la vía a Nanegalito, pasando por Mindo, encontramos a San Miguel de los Bancos; un hermoso lugar rodeado de bosques frondosos y hermosos paisajes de andinos a subtropical.

La flora y fauna que se puede apreciar es única, pues ostenta el reconocido Chocó Andino que lo conforman 286 hectáreas que atraviesan los cantones: Quito, San Miguel de los Bancos y Pedro Vicente Maldonado, por lo que se lo declaró como Reserva de la Biosfera, en el mes de julio del 2018.

Dentro de este paraíso, entrando por la carretera que conduce a la represa Manduriacu, a unos 30 minutos, se encuentra la población de Pachijal, que está conformada por viviendas rusticas y de cemento, un clima acogedor, lleno de naturaleza y un río con aguas cristalinas que muchas veces sirve de balneario para quienes viven o lo visitan.

En ese sitio, se levantó, una casa de descanso que es un atractivo turístico, conocido como La Reviere; Helena Rosa, es la dueña y administradora, quien cuenta que inició la construcción del lugar hace algún tiempo atrás, luego de regresar de Francia, lugar a donde emigró para encontrar mejores días.

Para llegar a esta localidad, se ingresa por el km 10 de la vía Calacalí – La Independencia, es un camino de segundo orden, de ahí son 30 minutos en auto propio y en bus algo más de una hora, pues la vía se encuentra en buen estado.

La casa de descanso La Reviere, está en la sub-cuenca del río Pachijal, que es una reserva natural poco conocida. Esta zona que guarda gran biodiversidad, se ubica en el límite de los cantones Quito, San Miguel de Los Bancos y Pedro Vicente Maldonado, en la provincia de Pichincha.

En la zona, se pueden encontrar lugares de descanso, como las 8 hectáreas que conforman La Reviere, que ostenta un área de diversión, asadero, parqueo, hospedaje y gastronomía típica con frutos y productos cultivados en sus entrañas de esas tierras.

“Vine por recomendación de un amigo que trabaja cerca de este lugar y en verdad que es un lugar maravilloso, uno disfruta del campo, las aves, el río y la comida”, manifestó Raúl Guevara, turista oriundo de la provincia de Tungurahua.

“Relajante es convivir con la vida del campo y esto es lo que ofrece este lugar, acá no solo se hace turismo, sino que se disfruta de la naturaleza, la comida”, dijo Juan Carlos Rivera, que llegó desde Guayaquil.

Además, los turistas pueden disfrutar del espectáculo que ofrece una cascada impresionante que se encuentra a 15 minutos del pueblo. Quienes habitan en esta localidad le han apostado al turismo, porque lo ven como una forma de desarrollo local, que implica el progreso de la producción y la población.

DATO: Pachijal se encuentra entre las parroquias Pacto, Gualea y Nanegalito, que cuentan con importantes remanentes de bosque montano y piemontano, en donde habitan especies consideradas como únicas. Varios estudios han determinado que en el área existen 42 especies de mamíferos, 115 especies de aves, 17 de anfibios, 13 de reptiles y nueve especies de peces.