El delfín rosado, un seductor en peligro de extinción

El COCA, Orellana.- El delfín del Amazonas, o conocido también como de río, rosado o bufeo, y cientificamente como “ Inia geoffrensis”, y separado de sus ancestros oceánicos hace unos 15 millones de años, cuando extensas zonas de América del Sur, incluida la Amazonia, estuvieron inundadas.

Este mamífero de agua dulce es el más grande del mundo. Mide 3 metros de largo y pesa 125 kg. Habita en las riberas del Amazonas y el Orinoco y a pesar de su tamaño los habitantes de los grandes ríos amazónicos no lo cazan y lo consideran un animal con poderes especiales. Se cree que el delfín rosado puede vivir cerca de 30 años, pero aún no existen datos reales de su tiempo de vida. Sin embargo en la región Amazónica existen algunas leyendas que ponen en peligro su vida.

Cuentan los habitantes de las riberas de los ríos amazónicos que el delfín fue un joven guerrero indígena. Pero uno de los dioses le envidió sus atributos masculinos y decidió transformarlo en delfín, condenándolo a vivir en los ríos y lagos de la Amazonia. Los indígenas aseguran que cuando se convierte en hombre es atractivo y un amante insaciable que se acerca a la orilla. Seduce a las mujeres y las embaraza. Viste de blanco y con sombrero de paja, bajo el cual esconde la única característica que le quedó del animal, el orificio en la cabeza por donde respira. Es por eso que cuando algún hombre de sombrero se presenta, los habitantes de la selva le piden que se quite el sombrero para asegurarse de que no sea un delfín.

A causa de esta mitología se le ha acreditado a los delfines rosados la paternidad de todos los niños sin padres de la región. Los hombres de la región en algunos casos intentan acabar con la vida de estos animales pues no quieren que ellos embaracen a sus mujeres.

En la actualidad el mamífero está en peligro en extinción. Una de las principales amenazas que es la pesca indiscriminada en los ríos que acaba con el alimento natural del animal; otra causa para su desaparición es la contaminación de algunos ríos por la actividades petroleras y el intenso tráfico fluvial en algunas regiones del oriente. Por ello esta especie se encuentra protegida legalmente a nivel nacional e internacional.