Paute, dos festividades en una

PAUTE, Azuay.- En Paute tienen motivos para una doble celebración. El 26 de febrero celebran 157 años de cantonización y la apertura del feriado de carnaval. Ambas festividades se concentran en las playas del río que atraviesa todo su territorio y que sus orillas están adornadas con cabañas en las que familias no solo de la localidad sino de otros sitios, celebran todo febrero.

Y para el efecto, el alcalde Helioth Trellez, conjuntamente con los integrantes del Comité de Festejos, elaboró un programa de eventos cívicos, sociales, culturales y deportivos.

Cada año el GAD organiza eventos que atraen a turistas nacionales y extranjeros. Aquí representantes de los barrios y clubes del cantón, las instituciones locales  desfilan con carros alegóricos, comparsas, grupos de baile y música por las principales calles de la ciudad.

Uno de los eventos en que además se elige a la Reina de Carnaval que visten encantadores trajes que resaltan los atuendos del sitio con adornos florales y en la que prevalece la belleza de la mujer pauteña.

El parque lineal del cantón que se ubica junto al río, es escenario de actividades deportivas extremas como parapente que saltan desde del cerro Cabeza de Perro  y aterrizan en la explanada del mismo, en esas aguas se practica también kayak, rafting, botes, escalada.

En otro extremo de la ciudad, todos los años se improvisa un sitio de venta para la gastronomía, aquí María Inga de 36 años , desde hace tres años, tiene una carpa en la plaza “10 de agosto” al frente de la municipalidad en la que expende empanadas, tamales, humitas y la rica Yaguana que es una bebida hecha a base de piña, mora, babaco, sandia, guanábana, chamburo, ciglalón, naranja, limón, clavo de olor, canela, izhingo, anís estrellado cocinados y endulzados naturalmente o con azúcar,  el valor de cada vaso es de 50 centavos.

Bernarda Orellana, nos confiesa su afinidad a degustar esa exquisita comida casi todos los días porque para ella es la representatividad de los pauteños por su sabor y atención, incluso hizo una invitación a los ecuatorianos y extranjeros a visitar el cantón  para que disfruten de todo lo que ostentan.

Paute, es el jardín del Austro con hermosos cultivos de rosas que son exportadas a los mercados del mundo. Yolanda Quinga que labora desde hace 5  años en uno de los viveros dijo que años atrás todo el cantón era un sitio rodeado de grandes plantaciones florícolas, hoy se ha reducido la producción por recomendación del ministerio de Ambiente. A tan solo media hora de la ciudad de Cuenca, se ubica este “Paraíso de Flores y Frutas”, puerta de entrada a la Central Hidroeléctrica, que fue seriamente afectada durante el desastre de la Josefina en 1993.

Fuente: Municipio de Paute.