Masiva presencia de contribuyentes en ventanillas municipales

Cientos de habitantes de los cantones de la Región Norte del País, desde el 4 de enero, acuden a los respectivos municipios para cancelar los impuestos prediales urbanos y rurales, quienes aprovechan los primeros días del mes para cumplir con este obligación tributaria que se refleja en obras para el cantón.

La puntualidad de los contribuyentes en el pago de sus obligaciones, es retribuida con descuentos que atraen masivamente a los ciudadanos por pronto pago, según lo establece el Código Orgánico de Organización Territorial, Autonomía y Descentralización (COOTAD).

x51

Para Marcelo Tocagón, habitante de la parroquia San Rafael del cantón Otavalo, el primer día laborable del 2016 no pasó desapercibido, fue uno de los primeros en acudir a las Ventanillas de Servicios Municipales de Otavalo “Siempre tengo la costumbre de pagar los impuestos el primer día de cobros porque hacen descuentos que son el premio a la puntualidad”, dijo el ciudadano.

Alexandra Pozo, Tesorera Municipal de Otavalo, invitó a los ciudadanos para que se acerquen a cancelar sus obligaciones y se beneficien de los descuentos que va del 10% si paga hasta el 15 de enero y del 9% del 16 hasta el 31 del presente mes. Manifestó que este beneficio disminuye progresivamente hasta el 30 de junio y a partir del primero de julio, tendrán un recargo del 10% del valor del impuesto a ser cancelado.

x52

Según datos proporcionados por los Tesoreros Municipales, el primer día se recaudó: en Esmeraldas 48.500 dólares; en Ibarra 165,328.20 dólares; en Otavalo 73.000 dólares; en Quinindé 18,989.86 dólares; en Atacames 23.000 dólares; gracias al pago puntual de los contribuyentes.